¡Dios te ama y te necesita para amar!

 
La publicidad de esta página es ajena a mi, proviene del servidor. Disculpe los inconvenientes.
25 regalos del Niño Jesús
Adviento y Navidad para niños
Octubre Los niños también rezan el Rosario
María, Madre de Dios
Pascua de Resurreccion
El Papa y los niños
Dile que si
Sagrada familia para niños
Origen y significado del año litúrgico
Cuaresma para niños
Semana Santa para niños
Película La Pasión
Don Bosco
Santisima Trinidad para niños
Rosario al Espíritu Santo
Celebración del Corpus Christi
Día de la Madre
Para la familia
La caridad y el amor
Recursos para catequistas
=> Patrono de los catequistas
=> Prepara la catequesis
=> Manual del catequista
=> Dibujos bíblicos para colorear
=> Lecturas dominicales
=> Nuevos recursos
=> Mercabá super página
Videos de Jesús para niños
La Sagrada Biblia
Gente extraordinaria
Sagrado Corazón
Cancionero católico
Benedicto XVI
Juegos católicos
Año sacerdotal
Deja tu mensaje
Conocenos
Páginas amigas
Radiodiccionario online
Oraciones
Vacaciones para niños
Año nuevo distinto
Fiesta de todos los santos
Viva Cristo Rey
 

"Cierra las manos para orar, recuerda abrirlas para dar".

Prepara la catequesis

¿Qué pasa en los salones parroquiales? Se “cuece la catequesis”. Allí se encuentra el catequistas con su grupo. Allí, en los salones parroquiales se cuece la catequesis práctica.
Inauguramos sección en CATEQUISTAS DIGITAL. En ella iremos dando pinceladas para la orientación de los catequistas en el grupo.
Seguiremos de cara un librito italiano: Catechista, primi passi. De él tomaremos ideas y las adaptaremos.

 

ANIMAR GRUPOS DE NIÑOS

1. Preparación remota

  • La animación de un grupo exige una preparación personal del catequista:
    • Estudiar el tema (lo que uno sabe de ese tema, lo que dice el libro, lo que se preparó con todo el grupo de catequistas, lo que dicen otros libros de consulta...).
    • Determinar el desarrollo del tema teniendo en cuenta al grupo concreto (sus miembros, la geografía donde se reúne el grupo, la historia del grupo...).
    • Hacer él personalmente lo que propondrá después al grupo.
    • Rezar y asimilar el tema

2. Preparación próxima

  • El día del encuentro, antes de la reunión:
    • Cuidar que todo esté a punto.
    • Cuidar el local (si lo encuentran mal ya se predisponen para la indisciplina; calor, frío, ruidos, ventilación).
    • Cuidar de que lo que se va a proponer esté todo para realizar las actividades (pizarra, tizas, casete, tijeras, cinta adhesiva, papel...).
    • La Biblia, los libros, pensar en lo que se pueden olvidar los miembros más distraídos...

3. Acogida de los niños

  • Es importante que los niños se sientan esperados:
    • Que vean que el catequista llega antes.
    • Que vean que todo está preparado.
    • Que le vean tranquilo, centrado en los miembros del grupo, no en preparar cosas.
    • Que salude a los adultos que acompañan a los niños.
    • Que pregunte o recuerde alguna frase o anécdota o situación familiar de los niños.
    • Que observe cómo vienen de cansados, de frescos...
    • Que se preocupe de los ausentes

4. Los momentos o etapas de la reunión

  • El tiempo de la reunión no es igual todo él.
    • El inicio: saludo, situarnos, mirar, recordar... Quizás orar...
    • Volver la vista atrás: hacia la reunión anterior para dar continuidad a las cosas, a los temas, a las reuniones...
    • Planteamiento del tema, de la actividad, de la sesión...
      • la propuesta
      • la profundización: teórica, o por actividades
      • la interpelación
      • la interiorización
    • Síntesis. lo hecho, lo que queda, lo que concretamos...
    • Oración

5. El diálogo y las preguntas

  • Conducir un diálogo y hacer preguntas tiene su arte y su ciencia.
  • Para que exista diálogo tiene que haber:
    • Clima de escucha y atención.
    • Centrar la mirada en las palabras y gestos del que habla.
    • Entender lo que el otro dice y ser capaces de reformularlo con las propias palabras: (“Si he entendido bien, tú quieres decir...”).
    • Proponer preguntas y suscitarlas.
    • Es mejor que en el grupo haya una sola pregunta que muchas a la vez.
  • La preguntas tiene también mucha importancia. Hay preguntas:
    • Cerradas: (Tú dices que Jesús es bueno; ¿quieres decir que era bueno con los que encontraba?).
    • Abiertas: (Tú dices que Jesús era bueno; ¿qué quieres decir con eso? ¿Qué entiendes tú con lo que pronuncias?).
  • El silencio no es malo. En ocasiones es la única posibilidad para decir algo interesante. Sin pensar las cosas no hay buenas cosas...

6. Las situaciones difíciles

  • Pueden surgir situaciones difíciles:
    • Por el número de los participantes (muchos, pocos...).
    • Por las relaciones entre los miembros del grupo (peleas, rivalidades, complicidades...).
    • Por el tema que se trata.
    • Por el comportamiento de algunos miembros difíciles.
    • Por la hora en laque se tiene la reunión.
    • Por la indisciplina de algunos miembros.
    • Por el silencio de los tímidos.
    • Por el desacuerdo con el animador.
    • Por las circunstancias que rodean el ambiente de la reunión.

7. Después de la reunión de grupo

  • El grupo no acaba con la reunión. El tiempo antes y el tiempo después de la reunión son tiempos importantes para el animador y para cada miembro.
    Antes y después, el animador tiene la oportunidad de decir una palabra personal a cada miembro sin que los demás la oigan, interrogar, pedir explicaciones personales de frases, de comportamientos, de silencios, etc.
    También pronunciar palabras de ánimo, de aliento, de cercanía.
  • Después de la reunión, el catequista tiene que hacer su diario personal:
    • Balance de la reunión.
    • Elementos que han funcionado bien (preguntas, oraciones, actividades...).
    • Elementos en los que se sintió perdido o que no dieron el resultado esperado...
    • Preguntas que le surgen al catequista sobre la pedagogía empleada, sobre los contenidos, sobre lo que ha salido en el diálogo, sobre lo que no supo dar razón...
    • Detalles que quiere confrontar o preguntar a catequistas más veteranos... para aclararse.
    Sólo autoevaluándose puede un catequista ir avanzando y adquiriendo experiencia.

 LA FORMACIÓN DE LOS CATEQUISTAS
En los salones parroquiales se tiene la formación de los catequistas.

¿Qué criterios de formación de catequistas hay en tu parroquia?
¿Qué instrumentos de formación de catequistas ponen a disposición de los catequistas las comunidades cristianas?
¿Qué cursillos o cursos se programan?

La revista CATEQUISTAS y la colección MANÁ de la Editorial CCS ponen a tu disposición materiales básicos para la formación de los catequistas.Te recomendamos que ojees la sumario y la selección mensual de la revista CATEQUISTAS para que veas una forma sencilla de formación...



1514130 visitantes ¡Dios te bendiga!
 
Jesús Vive
Estén siempre alegres y compartan su alegría con los demás.
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=
La mayoría de imágenes han sido bajadas del internet, si hay algún problema con su publicación, favor avisarme para retirarla del sitio. En algunas puedes hacer click derecho y desde allí ver el lugar de origen. Gracias y disculpe los inconvenientes. cindyramirezmurga@hotmail.com